El verano es la mejor época para arriesgarnos en la moda y probar estilos diferentes. Durante el invierno, llevamos joyería más tradicional y no tendemos a salirnos de nuestra zona de confort. ¿Por qué no aprovechar la época estival para experimentar con colgantes hechos a mano? ¡Es el momento perfecto!

Por qué comprar joyería artesanal

Uno de los aspectos más destacables de la joyería artesanal es que puedes llevar piezas únicas. Los artesanos siguen un oficio centenario y, adaptando sus técnicas a la actualidad, son capaces de crear piezas que van a perdurar en el tiempo. Además, no son solo unos colgantes hechos a mano, sino que son un pedazo de historia.

Cada joya creada por ellos está hecha con mucho cuidado y dedicación por una persona. Los materiales, la ejecución y los detalles son elegidos por apasionados de la joyería. De hecho, la atención personalizada que ponen en cada pieza hace que sean joyas únicas, además de reflejar el talento de cada artesano.

Otra razón para comprar joyería artesanal es que estableces una conexión con su creador. Cada pieza, además, tiene su historia, su inspiración y ha seguido un proceso creativo. Al final, es normal acabar sintiendo una conexión emocional con ella, por lo que acaba siendo algo más.

Asimismo, son muy exclusivas. No vas a encontrar nada igual en otro sitio. Cada joya tendrá la firma de su artesano y no solo le dará un toque único, sino también lo hará muy original y auténtico. Será un pequeño tesoro que estará solo en tus manos.

Los mejores colgantes hechos a mano

En De Lo Más Chic trabajamos con joyeros artesanos que ponen mucho de ellos en cada pieza que crean. Tenemos pendientes, charms y colgantes hechos a mano, entre muchos otros. Nuestra inspiración sale del amor que sentimos por las Islas Canarias y nos basamos en nuestra riqueza cultural e histórica para crear cada joya.

Por un lado, tenemos colgantes creados con Olivinas, una piedra preciosa que se encuentra en nuestros volcanes. Tiene un color verde muy particular que llama mucho la atención. Por ejemplo, tenemos un Colgante de Lata de Olivinas, el cual es muy original.

Si buscas algo que hable más de nuestra tierra, el Colgante Cangrejo Ciego es una réplica en plata de este cangrejo. Solo vive en el lago de la Cueva de Los Jameos del Agua en Lanzarote, son muy pequeños y parecen motas blancas. Nuestro joyero artesano lo ha hecho con todo detalle y es una pieza única.

En cuanto a algo hecho solo de plata, contamos con el Colgante Drago. Se inspira en el Drago Milenario de Icod de los Vinos, que se declaró Monumento Nacional. Además, es un símbolo de la Isla de Tenerife y, antaño, se pensaba que tenía propiedades curativas.

Otro de nuestros colgantes hechos a mano es el Colgante Cuchillo Canario, el cual es un recordatorio de nuestra cultura. Es un cuchillo con una forma muy especial y estaba pensado para hacer labores agropecuarias. Hoy en día, llevarlo es rendir homenaje a ese trabajo manual tan duro.

Ahora que ya sabes por qué tienes que hacerte con joyería artesanal y conoces algunos de nuestros colgantes hechos a mano, es hora de encontrar el tuyo. Echa un vistazo a De Lo Más Chic y busca el que está hecho a medida para ti. ¿A qué esperas?